Creencias e historias

Origen y tradición del Mezcal

Desde hace 9 mil años los pueblos mesoamericanos utilizaron el maguey en su dieta y vida cotidiana. El agave, nombre científico del maguey, posee una gran variedad de usos. Su significado en griego proviene de ágape, que es admirable o noble porque provee alimento, fibra, medicina, material de construcción y hogar para algunas especies de animales; sin embargo, su uso más popular ha sido la producción de destilados como el aguamiel, el pulque y los mezcales, incluyendo el tequila.

Origen del mezcal

Actualmente, el origen del mezcal es incierto. Existen diversas historias y teorías que buscan explicar cómo se desarrolló esta bebida simbólica. Una de las historias argumenta que con la llegada de los españoles a México, se llevó a cabo la primera destilación. Por otro lado, algunos argumentan que algunos pueblos mesoamericanos ya conocían y trabajaban este proceso.

Existe una tercera y sospresiva teoría que señala la posible primera destilación del mezcal de la mano de los primeros marineros Filipinos, quienes llegaron al país con el galeón Manila en 1570, y que estos trajeron consigo técnicas y alambiques (objeto para realizar un proceso de destilación tradicional) de su país natal.

Los Filipinos, con su llegada a México, establecieron plantaciones de cocos en la costa Oeste del país; con estas plantaciones realizaban un nectar de coco llamado lambanog que era obtenido a partir de la fermentación de la mezcla de cocos. La teoría señala que las primeras destilaciones del mezcal tuvieron lugar en la zona de Colima y fue en estas costas en donde, se dieron las plantaciones de cocos filipinas.

Tradición del mezcal

En México, los agaves abarcan más del 75% del territorio nacional y forman parte de los hermosos paisajes que ofrece el país. En el mundo existen al rededor de 210 especies de agave, 159 de éstas habitan en México, 119 son endémicas y 88 son exclusivas de ciertas regiones del país. Oaxaca es el estado con mayor número de especies, seguida por Durango, Jalisco y Puebla.  Estas plantas se han diversificado y distribuido a lo largo del territorio gracias a su adaptabilidad a los climas semiáridos.

La palabra “mezcal” proviene del náhuatl mexcalli que significa “maguey cocido”. De los agaves productores de destilados se conocen cerca de veinte especies, aunque algunos intelectuales sostienen que existen más de treinta. El mezcal recibe diferentes nombres dependiendo del lugar donde se produce como el tequila, sotol, comiteco en Chiapas, bacanora en Sonora,  raicilla y barranca en Nayarit y Jalisco o la tuxca en Colima.

Denominación de origen

México posee las Denominaciones de Origen para el Tequila (DOT) y Mezcal (DOM), gracias a ellas el país es el único que  puede producir bebidas con el nombre de mezcal o tequila. Hasta el siglo XIX, no existían grandes diferencias entre ellas, ambas se conocían como “vino mezcal”; sin embargo, la diferencia se acrecentó con el tiempo al involucrar a diferentes actores, culturas, tradiciones, sistemas de producción y tecnologías en su elaboración.


Los estados incluídos en la Denominación de Origen son: Oaxaca, Guerrero, San Luís Potosí, Durango y Zacatecas; incluyendo los municipios de San Felipe, Guanajuato; Tamaulipas, Michoacán; San Luis de la Paz, Guanajuato y al rededor de 115 municipios pertenecientes al Estado de Puebla.